dimecres, 12 de desembre de 2012

Las mujeres españolas dan un notable a sus relaciones sexuales

Las mujeres creen que los cambios de rutina favorecen las relaciones Nunca o casi nunca, es fácil definir las conductas, aptitudes o actitudes de cada uno, y mucho más cuando se trata de nuestra propia intimidad o de calificar en una escala del uno al 10 nuestras relaciones sexuales. Pero en este caso, las mujeres españolas lo tienen claro: ellas dicen sentirse "altamente satisfechas" con la calidad de sus relaciones, valorándolas con un 8,1, donde la puntuación máxima era de un 10. Éste es un dato extraído de la encuesta 'HabitS' que se realizó a 3.200 mujeres entre 23 y 49 años, 2.900 de población general y 300 profesionales de la salud femenina: ginecólogas, enfermeras, matronas y médicas residentes. El objetivo, según han informado en rueda de prensa sus coordinadores, los doctores Iñaki Lete, jefe de Servicio de Ginecología del Hospital Santiago Apóstol de Vitoria y Ezequiel Pérez Campos, jefe de Servicio de Ginecología del Hospital General de Requena, en Valencia, es valorar la importancia que tienen para las mujeres las relaciones sexuales y cómo usan y conocen los distintos métodos anticonceptivos. Información El 47% de las mujeres encuestadas considera "muy importante" tener una vida sexual activa y una tercera parte se encuentra "muy satisfecha" con sus experiencias. Algo mayor son los porcentajes pertenecientes a las profesionales sanitarias, quienes otorgan un 53% a la importancia y un 45% a la satisfacción. En cuanto a la calidad de las mismas, como hemos nombrado anteriormente, las valoran, ambas -profesionales y no-, con un 8,1. Del mismo modo, tanto las profesionales como el resto de la población encuestada están "muy o bastante de acuerdo" con que los cambios de rutina favorecen las relaciones, destacándolas con un 87% y un 81% respectivamente. La información sexual también es un factor clave a la hora de tener mejores o peores relaciones sexuales, algo en lo que inciden de manera especial los sexólogos y profesionales de la salud sexual. Pero ocho de cada 10 mujeres españolas de población general dicen tener "mucha o bastante información", siendo el médico o el ginecólogo la principal fuente de información en anticoncepción. Preservativo y píldora "Las mujeres dan mucha importancia a las relaciones sexuales, pero existe un gran déficit de conocimientos en torno a las características de los métodos anticonceptivos", asegura Pérez Campos. Y es que, en cuanto al uso de métodos anticonceptivos, surgen algunas diferencias, según esta encuesta, entre las profesionales sanitarias y el resto de la población. El 77% de la población general usa métodos anticonceptivos, siendo el preservativo y la píldora los 'preferidos', y junto con el DIU los más conocidos. Por su parte, en las profesionales sanitarias el uso de anticoncepción es de un 74%, siendo también el preservativo el más utilizado, ocupando la píldora el segundo puesto junto con el DIU el anillo vaginal y el parche anticonceptivo, alcanzando estos tres últimos grandes niveles de importancia con respecto al segmento del resto de la población. Los principales motivos del porqué de la utilización de uno u otro son la comodidad y la eficacia, siendo además el nivel sociocultural y el estilo de vida, factores importantes a la hora de la elección. "Cuanto más compleja es la vida de las mujeres, buscan un método más sencillo", afirma el doctor Lete. Por ejemplo, las mujeres que utilizan el anillo vaginal destacan por ser más dinámicas: viajan, tienen mayor interés por probar cosas nuevas, dan mucha importancia a su vida social etc. Destacan también las que prefieren el DIU y la ligadura de trompas o la vasectomía "por ser las que más les gusta probar productos naturales". Respecto al uso del preservativo, la comodidad alcanza un 19% y la eficacia un 16%. En el caso de la píldora, además de la comodidad (26%), también juega un papel importante la "regularización" del periodo (19%) y la recomendación médica (15%). Por su parte, la utilización del DIU se debe principalmente a la comodidad que proporciona (27%) y el anillo vaginal también apuntan a ésta como motivo principal con un 70% por parte de las profesionales sanitarias y un 53% para el resto de las encuestadas. En cuanto a la valoración del método, el preservativo sigue siendo el mejor valorado, en ambas poblaciones, pero las diferencias aparecen en la segunda elección. La población en general valora más la píldora, y entre las profesionales sanitarias además de ésta, estarían también el DIU y el anillo. Por otro lado, en cuanto a la eficacia del método, la píldora es considerada el más eficaz pero, las profesionales añaden también el DIU. Con respecto a la comodidad, la píldora destaca entre la población en general y el DIU y el anillo entre las sanitarias. El preservativo está considerado el menos cómodo en ambos grupos. Y por último, centrándonos en la confianza que tiene cada método, la píldora sigue siendo también el que más confianza aporta entre la población general y entre las profesionales sanitarias además de la píldora, también el DIU. Por su parte, las que no utilizan ningún método, en ambas poblaciones, es debido a la búsqueda de un embarazo, a no tener relaciones sexuales con hombres y a la infertilidad. En la menopausia Dentro del periodo previo a la menopausia, la perimenopausia, los doctores consideran importante destacar esta etapa de la vida, clave en las mujeres, ya que "la mujer no está exenta con seguridad del riesgo de un embarazo no planificado en este periodo". Según los datos de la encuesta, se observa que una de cada 10 mujeres españolas de 23 a 49 años (de la población general), cree que no puede quedarse embarazada durante la perimenopausia y una de cada seis mujeres con síntomas dice haber dejado de tomar anticonceptivos. "Una cuarta parte de las mujeres que dejaron de tomar anticonceptivos lo hicieron porque creían que no podían quedarse embarazadas", concluyen los expertos.