dijous, 12 de març de 2009

Los alergólogos auguran una de las primaveras con más polen de los últimos 10 años


Los expertos en alergias advierten de que la concentración de pólenes durante esta primavera será intensa, debido a las abundantes lluvias que se han registrado en los últimos meses, y la situará entre las tres más altas de los últimos diez años.
El coordinador del Comité de Aerobiología de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEIAC), el doctor Javier Subiza, ha señalado que se espera que las concentraciones acumuladas de polen de gramíneas superen los 5.100 gramos por metro cuadrado de aire, frente a los 4.000 registrados en 2008.

Este experto ha indicado que la concentración de polen es hasta cuatro veces mayor a la de 2005, y ha señalado que durante los años de primaveras intensas la asistencia a urgencias se triplica, y las ventas de antiestamínicos se multiplican por cinco. Por ello, el doctor Subiza aconseja tomar el tratamiento preventivo de forma adecuada, para evitar acudir a los servicios de urgencias.
Según este especialista, el 20% de la población tiene alergia a los pólenes en general, pero la gramínea es responsable de más casos que el resto de alérgenos juntos. La mayor concentración de gramíneas aparece en Extremadura, en la región del centro, y en el norte de Andalucía, lo que se llama "España seca".
Hasta el 30% de la población alérgica se diagnostica por los síntomas, pero sin pruebas diagnósticas. Además, el rango de edad de las personas afectadas cada vez es mayor, ya que hay individuos con tres y cuatro años, o mayores de 65, que debutan por primera vez; aunque el pico de la alergia se mantiene en los 22 años.
En cuanto al aumento de las personas afectadas, el doctor Subiza ha hecho referencia a la hipótesis de la higiene en exceso, y ha señalado que la falta de infecciones puede provocar una mayor tendencia de alergias. "Cuando el sistema inmunológico no trabaja lo que debe puede producir esta respuesta".
Además, ha indicado que existen otros factores que pueden empeorar los síntomas, como la contaminación de la atmósfera. "Las partículas de diésel provoca una mayor sensibilización hacia el polen que en el caso en el que estuviera limpio", ha precisado el alergólogo.
Vacunarse para prevenir
Respecto a las vacunas, este especialista ha indicado que en rinitis alérgica varios estudios demuestran que las posibilidades de que un niño con alergia a las gramíneas desarrolle asma apenas llega al 20%, mientras que sin vacuna las posibilidades de que aparezca esta complicación aumenta hasta el 60%.
Por ello ha señalado que, aunque el tratamiento sintomático sea eficaz, es importante no dejar que la enfermedad se complique, porque el efecto de la vacuna es menor cuanto más tiempo pasa y, a los cinco años, puede haber desarrollado ya asma.
En este sentido, el presidente de la Sociedad, el doctor Tomás Chivato, ha señalado que la inmunoterapia específica con alergenos tiene efectos preventivos demostrados. "La vacunación puede prevenir la aparición de nuevas sensibilizaciones a nuevos alergenos, el paso de rinitis a asma y la progresión global de la enfermedad alérgica", ha subrayado.
Asimismo, ha puntualizado que "un correcto diagnóstico con identificación exacta del alergeno responsable se fundamenta para indicar el tratamiento más adecuado", y ha matizado que "un paciente verdaderamente polisensibilizado será un mal respondedor a la vacunación, por lo que será preciso elegir el tratamiento con fármacos en estos casos".
Faltan alergólogos
Por otro lado, el doctor Chivato ha señalado que algunas zonas de España tienen suficientes profesionales para atender esta dolencia, como es el caso de Navarra, Madrid, Andalucía o La Rioja. Sin embargo, ha apuntado que en el caso de las Islas Baleares no hay ningún alergólogo, algo que no obedece a la recomendación de un especialista por cada 50.000 habitantes. "Hay pocos centros especializados que puedan filtrar lo que puede pasar a los hospitales, o lo que podría tratarse en el propio centro", ha añadido.
En cuanto a la alergia producida por los fármacos, el coordinador del Comité de Alergia a Medicamentos de la SEIAC, el doctor Teófilo Lobera, ha señalado que "entre el 15% y el 20% de las personas afectadas por una reacción a medicamentos precisa un estudio diagnóstico adecuado. En la mitad de los casos se va a confirmar que se trata de una verdadera alergia", añadió.